29 de enero de 2009

Las cosas en su sitio.

Al fin parece que la justicia ha puesto las cosas en su sitio en relación con Educación para la Ciudadanía y los Derechos Humanos, después de tanto despropósito y tanta manipulación por parte de la derecha social y política de este país y con la colaboración de lo más ultraconsercador de la propia justicia.
Cierto es que algunos sectores, si bien minoritarios, se niegan a acatar la sentencia y por supuesto, como les vale y se conocen todos los vericuetos legales, apelarán hasta el infinito. Están en su derecho, aunque demuestran su catadura democrática. Y no digamos el máximo despropósito del gobierno de la comunidad valenciana, que en contra de la ley y de la comunidad educativa sigue emperrado en que dicha asignatura se de en inglés.
Por supuesto que la derecha política, ya avanza que cuando ganen las elecciones quitarán esta asignatura pese a haberse acogido a las recomendaciones de la Unión Europea cuando estaban en el poder, así que teóricamente y con la boca pequeña acatan una sentencia que no le es en absoluto favorable, claro que bastante tienen con lo suyo en Madrid.
La presión a que la derecha social y política sometió al gobierno y a la sociedad española en la legislatura anterior les está pasando factura. Aunque quizá lo que les pasa esa factura sea la falta de cultura democrática, que es precisamente de lo que adolecen.
Por cierto, que algunos de los cabecillas de la objección en Lucena, aquellos que manipularon tanto a la opinión pública, los que defienden a capa y espada su derecho a educar en libertad, esos, resulta que tienen a sus hijos asistiendo a clases de Filosofía y ciudadanía en 1º de Bachillerato o a Ética en 4º de ESO , sin que hayan abierto su boca, ni esgrimido ninguna pancarta.

3 comentarios:

EMILIO CALVO DE MORA dijo...

Sabias palabras. Se trata de un triunfo en todo regla, aunque ahora se abra la veda del pataleo. Constitución versus Biblia. Eso es el quid de la cuestión. El Estado no adoctrina ni educa en valores que exceden sus competencias. No lo hace. Pero si lo hiciera, y no lo hace, no haría nada que estos que ahora critican no hayan estado haciendo en los últimos, por lo menos, 40 años... La sartén le dijo al cazo: apartate, que me tiznas... jeje.

caty luz dijo...

"Educar en libertad" vosotros mas bien intentais formar(que ya es bastante),la educación se adquiere en la familia,en el grupo de amigos ,en la sociedad.Y esta iglesia con su aliada derecha debera acatar lo que dice la ley.Mira que son tercos con querer ignorar la realidad social.(una madre)

Conrado Castilla dijo...

Gracias por vuestras palabras. Hoy algunos de mis alumnos de Educación para la Ciudadanía me preguntaban sobre que es lo que le parece mal a esa gente pues creen que hablar de democracia es muy positivo para ellos que desconocen como funciona un sistema político y social como el nuestro y otros temas que ya hemos tratado, entre ellos el tema de la familia. Así que hoy he hecho otro descubrimiento, y es que a estos jovencillos no les parece mal lo que hacemos.