16 de julio de 2012

Otra vuelta de tuerca.

La derecha parece que está indignada porque sus integrantes pensaban que todo se iba a resolver cuando se cumpliera su objetivo: echar como fuera al anterior gobierno. A día de hoy resulta que no sólo no lo han conseguido sino que encima los perversos funcionarios están en la calle, los mineros disconformes, los vagos de los parados buscando trabajo y los trabajadores supercontentos porque tienen el trabajo y sus futuras pensiones aseguradas.
Pero claro, los banqueros ricachones están tristes porque se les ha visto el plumero, los políticos de la derecha como son tan eficaces usan su educación de colegio privado para jalear al lider de turno, y mientras tanto el gobierno de España poco a poco va "reajustando" el estado de bienestar, eso si por nuestro bien; la libertad de expresión (esa RTVE nido de rojos), la Justicia porque no es suficientemente conservadora, la Ley de Dependencia porque hay mucho engaño, el IVA porque defraudamos en exceso, la sanidad porque es más fácil curarnos a través de remedios naturales, la educación porque de todos modos el sistema educativo público español es pésimo, luego para que mejorarlo, y así unas cuantas cosas más.
¡Dios cuántos motivos para estár indignados tiene esta derecha española! Y mientras los ciudadanos protestando, serán malos.
 
Licencia Creative Commons
La luna del hereje por Conrado Castilla Rubio se encuentra bajo una Licencia Creative Commons Atribución-NoComercial-SinDerivadas 3.0 España.